¿Vivero o matadero? – La verdad sobre aplicaciones to-do

Últimamente tengo la sensación de que muchos blogs de productividad dan mas importancia a las herramientas que supuestamente nos ayudan a ser productivos que la ejecucción real de tareas. Yo, como todos, tuve una época cuando instalé cada aplicación de productividad en existencia hasta que un día me dí cuenta que estaba pasando más tiempo tuneando estas aplicaciones que ejecutando las tareas que había apuntado…El grande Merlin Mann lo bautizó hace unos años como Productivity Porn (productivity porn).

Seguro que esta fase de instalación/desinstalación de aplicaciones para manejar tareas es una fase que todos hemos vivido y no pasa nada. La cosa es que he visto personas que realmente no salen de esa fase, siguen posteando sobre nuevas aplicaciones o actualizaciones de las que ya existen.  Se quedan atrapados en un loop de exportación/importación de tareas y todo en el nombre de la búsqueda del santo grial de la productividad – la aplicación ideal.

Es una búsqueda sin sentido, no existe una cosa como la aplicación to-do definitiva. ¿Y sabes qué?  Son todas iguales! Sí, algunas te dejan ver tareas por ubicación y alguna te deja guardar cada tarea que has realizado en la vida, da igual, al final del dia estas aplicaciones son nada más que un almacén dónde guardas tus tareas. Sean categorizadas por contextos o no.

Hay algo que creo que todos tenemos que entender:

Tu aplicación to-do no es un vivero. Es un matadero.

Si pasas tiempo editando y clasificando tus tareas para que sean perfectamente identificadas, tienes un vivero y eso te va a dar problemas. Aún más si dejas que tu aplicación to-do haga que pases horas reflejando sobre tus tareas en lugar de hacer la cosas que deberías hacer: ejecutarlas.

¿Llevas un vivero o llevas un matadero? ¿Pasas mucho tiempo configurando tu aplicación to-do?

Sobre el autor Ver todas entradas Sitio web de autor

Erik

Curso gratuito
Cómo adquerir Hábitos Vitales

Este curso gratuito te enseñará, paso a paso,
los secretos para adquirir y mantener nuevos hábitos vitales y mover tu vida hacia adelante.

¡Yay, éxito! Nos vemos pronto en tu bandeja de entrada!